Blog de autoescuela GO!!!

Primera autoescuela low cost de Bizkaia

carné-de-conducir-low-cost

Cómo sacarse el carné y no dejarse la piel ni la pasta

23 Mayo, 2013 - Autoescuela GO!!!

Cómo sacarse el carné y no dejarse la piel ni la pasta

Valora este post



La experiencia de sacarse el carné de conducir se puede describir con palabras como emoción, pasión, miedo, ruina, tiempo, paciencia, nervios, injusto, caro…..y muchas más. Pero lo que creo importante es saber gestionar, en palabras coloquiales, aprovechar bien nuestro tiempo y dinero con el fin de que el paso por la autoescuela sea una experiencia divertida, en la que aprendamos a conducir de verdad y no nos dejemos toda la pasta en el carné.

Consejos para sacarse el carné de conducir:

En primer lugar, tenemos que ver de cuánto tiempo disponemos para organizarnos. Es habitual que un alumno se apunte a una autoescuela y tras el primer día no vuelva a aparecer en un tiempo, los hay que incluso llegan a perder el dinero de la matrícula que entregaron en su día.

Lo mejor es apuntarse a un curso intensivo, en el que según empezamos nos pongamos como objetivo una fecha de examen. El curso debe estar orientado a superar la prueba de la DGT, está claro, pero además es importante que los futuros conductores reciban información sobre seguros, partes amistosos, sistema de seguridad de los vehículos…..En dos o tres semanas podemos tener el teórico aprobado.

La fase práctica es un poco más compleja. Hay que ponerse en manos de un buen profesional y dejarnos aconsejar por él. En las clases, el alumno debe ir soltándose y desarrollando la autonomía necesaria para manejar el vehículo sin la ayuda del profesor, cuanta más ayuda menos aprendemos.

El ambiente debe ser de apoyo constante al alumno, reforzándole de forma positiva, ya que, contento y motivado aprenderá mucho antes. El alumno por su parte, debe tener capacidad de autocrítica, ganas de aprender, paciencia y comprender que es un medio nuevo para él. La formación debe ser integral y no sólo orientada al examen, sino también, a que el futuro conductor sea capaz de conducir desde el primer día que obtiene el permiso.

Siguiendo estos consejos sacarse el carné será una experiencia bonita e inolvidable y, sobre todo, provechosa, ya que, ¡nos quedan muchos kilómetros por recorrer!

Autoescuelas en Bilbao

Categorías: Blog GO!!!

Etiquetas:

  • Sergio dice

    Fantástica idea. El oligopolio que hay en las autoescuelas en Vizcaya es alucinante. Apenas varían de precio y triplican o cuadruplican lo que cuesta sacarse el canet en otras provincias.

  • Laura dice

    Hola a tod@s!
    hace unos meses dí clases con Begoña, la profesora especializada en amaxofobia de esta autoescuela. Lo recomiendo sin duda. No solo te enseña a controlar los nervios y mantener la calma, sino a conducir bien, a manejar mejor el coche, a trazar curvas, trucos para evaluar mejor las situaciones, etc. Y así si se conduce con sensación de seguridad y control.
    Lo recomiendo encarecidamente, y no solo para una persona con “fobia” sino para mejorar en genral la conducción. No era consciente de lo mal que lo hacía la gente hasta que te enseñan a hacer bien las cosas!!!

  • Joaquin Gorreta dice

    COMO DESARROLLAR INTELIGENCIA ESPIRITUAL
    EN LA CONDUCCION DIARIA

    Cada señalización luminosa es un acto de conciencia.

    Ejemplo:

    Ceder el paso a un peatón.

    Ceder el paso a un vehículo en su incorporación.

    Poner un intermitente.

    Cada vez que cedes el paso a un peatón

    o persona en la conducción estas haciendo un acto de conciencia.

    Imagina los que te pierdes en cada trayecto del día.

    Trabaja tu inteligencia para desarrollar conciencia.

    Atentamente:
    Joaquin 55 años

  • Hola,
    me saqué el carné de conducir en enero de 1995. Aparte de mis clases de autoescuela, apenas llegué a conducir y las poquísimas veces que conduje nunca llegué a hacerlo con soltura, comodidad y confianza. Aquel primer aprendizaje fue un tanto frustrante, con un profesor que en cierto modo me hacía sentir culpable de mi descoordinación y poca habilidad con los pies. Suelo decir que soy zurdo de los dos pies, y no guardo muy buen recuerdo de aquella experiencia ni del trato de aquel profesor de autoescuela, no sé muy bien cómo pude llegar a aprobar el examen.

    En mi familia nunca ha habido coche y soy la única persona con permiso de conducir. Nunca he necesitado el coche y como buen donostiarra he sido feliz yendo a los sitios andando, en bici e incluso en moto. Moto que en realidad era una scooter pequeñita sin marchas ni nada, pero que me encantaba conducir. Aunque nunca haya “conducido”, siempre he tenido la sensación de que me gusta conducir (como el lema de aquel anuncio).

    Hace un par de meses, por motivos familiares, me planteé retomar el aprender a conducir. Un amigo me habló de Go, una autoescuela low-cost que había visto en la Plaza del Sagrado Corazón. Un día pasé, y pregunté un poco por preguntar. Me llevé una buena primera impresión y en unos días ya estaba recibiendo clases. La experiencia no ha tenido nada que ver con mi experiencia de cuando saqué el carné. Esta vez desde el primer día me he sentido muy a gusto al volante, día a día he notado que aprendía, que avanzaba y algo también bastante importante, que disfrutaba de las clases. Cada día hemos visto cosas diferente, sobre todo aspectos prácticos de la conducción, haciendo incapié en lo que más necesitaba, que en realidad era todo :).

    Bego me parece una buena profesora que, sin agobiar en ningún momento, no dejaba de darme consejos, explicaciones razonadas de esto y lo otro y que respondía a las mil preguntas que le hacía, y soy capaz de preguntar bastante o preguntar varias veces por lo mismo. Hay un par de cosas que valoro en cualquier proceso de aprendizaje: la práctica y el razonamiento, es decir la experiencia (el hacer) y el entender el porqué de las cosas.

    Tras unas pocas clases conduzco. Hay cosas que me quedan por mejorar, pero me siento cómodo y disfruto conduciendo y mejorando.

    Enhorabuena al equipo de Go por dar un paso adelante, sobre todo en estos tiempos, y por hacer que otro tipo de autoescuela sea posible.

    Iñaki

  • Iñaki L. dice

    Hola,

    Lo que yo os puedo comentar es que buscaba una academia para ponerme al día de conducción porque llevaba casi 10 años (tengo 30) conduciendo casi nada y necesitaba coger soltura…y con Bego la cogí al instante.

    Las clases con ella son amenas, variadas (te meterá por todos los recovecos que imagines…y que no imagines), intensas y te preparan no sólo para el día a día de la conducción, sino para afrontar situaciones que también ocurren y que hay que saber afrontar.

    No es una autoescuela que busque que saques el carnet, sino que te enseña a conducir, lo que es mucho más importante.

    Pocas clases después, me ha tocado conducir sin problemas, ni miedos y con tranquilidad y confianza por Portugal, por Italia.

    Así que solo puedo darles las gracias y desearles mucha suerte y que sigan así.

    Iñaki L.

  • Miren dice

    Hola
    Mi nombre es Miren y vivo en Bilbao.
    Hace tres años me saque el carnet de conducir. Mi miedo a coger un coche me impedía hacerlo. Llevo tres años con carnet de conducir pero realmente sin saber conducir. Ya que en la autoescuela donde me saque el carnet no me dieron todos los conocimientos para conducir un coche con total seguridad.
    Un buen día escuche en la radio que en la autoescuela “GO” daban clase a gente con Amaxofobia. Y decidí llamar. Me atendieron estupendamente y comprendieron mi problema de inmediato.
    El primer día conocí a Begoña Adrián a quién expuse mi problema.
    Begoña me trato de maravilla lo cual me produjo una seguridad tremenda.
    Cuando cogí el coche me entraron los nervios de siempre pero Begoña supo tranquilizarme y darme confianza en mi misma. Desde ese momento supe que con su ayuda podría superar mi Amaxofobia.
    Después de la primera clase me fui con la sensación de haberle comida terreno al miedo a conducir.
    La segunda clase fue la caña. Hicimos frenados de emergencia.
    Fue una sensación que nunca imagine que vivirá.
    En conclusión y para no aburrir diré que no me arrepiento de haber llamado a
    Autoescuela “GO” y haber conocido a Begoña.
    Es una autoescuela que vela por el alumnado y no por el dinero.
    Ahora voy poco a poco pero sin ese miedo horroroso que me bloqueaba.
    Sólo puedo decir GRACIAS Begoña aunque no negaré que pensé q estabas loca pero sabes lo que haces cada segundo.
    Gracias Autoescuela Go Bilbao.

  • Pingback: Consejos para hacer un parte de accidente

  • Morales dice

    Interesante articulo la idea es buena, lo importante es dar con una buena autoescuela.

  • Sonia dice

    Buenas recomendaciones, aunque muchos nos encontramos precisamente desorientados con respecto a donde podemos conseguir una buena autoescuela y accesible a nuestra lugar de residencia, yo estuve un buen tiempo tratando de ubicar una, hasta que encontré el sitio http://www.queautoescuela.com/ y finalmente pude encontrar una, claro que, sin duda, el resto es ponerle ganas, esforzarse y dedicarse a las clases para aprender todo lo necesario.

    • Autoescuela GO!!! dice

      Muchas gracias por el comentario. En Autoescuela GO!!! queremos que te ahorres mucha pasta y aprendas a conducir de verdad. ¡Saludos!

Deja un comentario

Artículos relacionados

Instagram

Síguenos