Blog de autoescuela GO!!!

Primera autoescuela low cost de Bizkaia

Semáforo en ámbar, cómo actuar

¿Se puede pasar un semáforo cuando está en ámbar?

15 diciembre, 2015 - Autoescuela GO!!!

¿Se puede pasar un semáforo cuando está en ámbar?

Valora este post



Esta es una de las preguntas que más controversia causa en la autoescuela cuando tocamos el tema: cuando un semáforo se pone ámbar, ¿debemos pararnos o podemos pasar?

A juzgar por el comportamiento de muchísimos conductores, parece ser que es algo que la mayoría tampoco acaba de tener claro. A diario somos testigos de acelerones para no pillar el semáforo rojo que pueden poner, tanto a conductores como a peatones, en una situación de peligro.

Vamos a analizar cómo debemos actuar correctamente ante un semáforo en ámbar.

El código de circulación dice que debemos detenernos

Así es. El reglamento de circulación indica claramente que la luz ámbar fija —es decir, cuando no se trata de una luz amarilla intermitente— obliga a detenerse ante el semáforo.

Únicamente hay una excepción: que el coche esté tan cerca del lugar de detención que no pueda pararse en condiciones de seguridad. Es decir, si en el momento en que el semáforo cambia de verde a ámbar estamos tan cerca del semáforo que no podremos detenernos antes de la línea de detención ni aunque pisemos el freno a fondo, o sin riesgo de que el vehículo que circula tras nosotros nos golpee, entonces no estamos obligados a parar.

En el resto de los casos, debemos detenernos, y por supuesto, no tomarnos el semáforo en ámbar como una invitación a acelerar para que no nos “pille” el semáforo en rojo.

Cómo actuar ante un semáforo en ámbar

Entonces, ¿qué debemos hacer cuando el semáforo se pone ámbar? En primer lugar, mirar por los retrovisores, no solo en el preciso momento en que el semáforo cambia de color, sino que lo recomendable es hacerlo durante todo el trayecto. De esta manera sabrás, en todo momento, si detenerte en seco puede suponer peligro de colisión o no.

Si estás circulando en ciudad, es probable que tras este semáforo haya muchos más que, además, suelen encadenarse. Así que después de un semáforo ámbar en el que no has podido detenerte por seguridad, procura desacelerar, porque seguro que el siguiente también va a cambiar de color. ¡Es mejor anticiparse para no llevarse sorpresas!

Apuntarse autoescuelas GO en Bilbao y Getxo

Categorías: Seguridad vial

Etiquetas: , , ,

Deja un comentario

Artículos relacionados

Instagram

Síguenos